Inspecciones reglamentarias en instalaciones eléctricas

El mantenimiento eléctrico es un concepto clave, al que pocas veces le concedemos la importancia que merece. De su correcta y periódica ejecución, dependen el buen funcionamiento y la seguridad de las instalaciones eléctricas que nos rodean, tanto en el ámbito doméstico como en el laboral.

De hecho, en oficinas, locales comerciales o industrias, el mantenimiento de instalaciones eléctricas es fundamental, ya que garantiza el cumplimiento de la legalidad y asegura el máximo rendimiento del negocio y el bienestar de los trabajadores.

Inspecciones en instalaciones eléctricas  industriales y de empresas

Electricista en inspeccion reglamentaria baja tension
El mantenimiento eléctrico industrial, el que se realiza en empresas o el de determinados espacios públicos tiene tanta importancia que los organismo públicos han establecido una serie de inspecciones reglamentarias a las deben someterse las instalaciones eléctricas de baja tensión de forma periódica y obligatoria. El objetivo es revisar las instalaciones y todos sus elementos y asegurar que estén en buen estado y que cumplen con todos los requisitos mínimos y necesarios.

Estas inspecciones son realizadas por organismos de control autorizado (OCA) bajo plazos y términos establecidos en la normativa legal. Para superarlas con éxito, es necesario haber llevado a cabo un buen mantenimiento eléctrico de forma continuada, tanto preventivo como correctivo. En este punto, empresas como DPV pueden prestarte sus servicios, no solo ahorrándote tiempo y dinero con un plan de mantenimiento de instalaciones y equipos, sino garantizando la seguridad en tus instalaciones eléctricas.

En el caso de los organismos de control autorizado, puedes consultar algunos de los que operan en Aragón en el siguiente enlace: OCA electricidad.

Inspección instalaciones eléctricas de baja tensión

Algunas de las revisiones obligatorias más comunes son las que se practican en instalaciones eléctricas de baja tensión. Por ejemplo, en locales de pública concurrencia (como bares o museos), en garajes con más de 25 plazas, en locales con riesgo de incendio o explosión, en locales húmedos con potencia mayor a 25 kW (como una sala de calderas o la sala de bombas de una piscina), en alumbrados exteriores con potencia mayor de 5 kW, en fuentes y piscinas con potencia mayor a 10 kW o en quirófanos y salas de intervención. En todos estos casos, se debe realizar una inspección inicial y, posteriormente, repetirla cada 5 años.

Es diferente el caso de las tomas de tierra, con las que se lleva a cabo una primera inspección reglamentaria al inicio y, después, pasa a ser anual. Cabe destacar también el caso de los edificios de viviendas y sus zonas comunes, ya que muchas comunidades de vecinos no son conscientes de la importancia y obligatoriedad de estas inspecciones en sus espacios. Están estipuladas cada 10 años si superan los 100 kW, pero hoy en día es fácil que lo hagan; ya que si cada vivienda tiene contratada como media una potencia de 5,75 kW, solo con 18 viviendas en el edificio, ya la estarían superando.

Instalaciones de baja tensión
Periodicidad de la inspección
Locales de pública concurrencia (LPC)
Inicial / Cada 5 años
Garajes con más de 25 plazas
Inicial / Cada 5 años
Industrias en general (P > 100 Kw)
Inicial / Cada 5 años
Locales riesgo incendio o explosión (excepto garajes < 25 plazas)
Inicial / Cada 5 años
Locales mojados (P > 25 Kw)
Inicial / Cada 5 años
Alumbrado exterior (P > 5 Kw)
Inicial / Cada 5 años
Piscinas y fuentes (piscinas P > 10 Kw)
Inicial / Cada 5 años
Quirófanos y salas de intervención
Inicial / Cada 5 años
Edificios de viviendas, zonas comunes (P > 100 Kw)
Cada 10 años
Puestas a tierra
Anual

Tal y como se ha indicado anteriormente, las inspecciones reglamentarias se llevan a cabo en instalaciones eléctricas de baja tensión, pero también en instalaciones frigoríficas, térmicas, de alta tensión, contra incendios, en equipos de elevación (grúas y ascensores), en aparatos a presión (calderas y similares, algunas tuberías y recipientes para gases y líquidos) y en vehículos para transporte de mercancías perecederas.

Consecuencias de no pasar la revisión de la instalación eléctrica obligatoria

Como toda infracción de una normativa, no pasar las inspecciones obligatorias en instalaciones eléctricas conllevará una sanción. Según establece el artículo 34 de la Ley 32/2014, las multas podrían ser las siguientes:
Para infracciones leves: multas de hasta 3.005,06 euros. 
Para infracciones graves: multas desde 3.005,07 hasta 90.151,82 euros.
Para infracciones muy graves: multas desde 90.151,83 hasta 601.012,10 euros.

Trabajos de mantenimiento en instalaciones baja tension
Además de las penas económicas, pueden existir otro tipo de sanciones. Por ejemplo, en los casos en los que las infracciones se consideren graves o muy graves, se podrá castigar privando de la posibilidad de obtener subvenciones o prohibiendo celebrar contratos con las Administraciones Públicas. En el caso de las infracciones graves, estas penas se podrían aplicar durante un plazo de hasta dos años y en el caso de las infracciones graves, durante cinco años. Por otra parte, si se comete una infracción muy grave también podría ser castigada con la suspensión de la actividad o el cierre del establecimiento por un plazo de hasta cinco años.

Con el objetivo de evitar cualquier tipo de sanción, te aconsejamos que contrates un servicio de mantenimiento de instalaciones eléctricas con empresas como DPV. En nuestro caso, disponemos de tarifas muy ventajosas: mensuales, anuales o para acuerdos de larga duración (por ejemplo, de 5 años).

Todos los organismos de control autorizado emiten un Certificado de Inspección Periódica, en el que registran los principales datos de la instalación, del titular de la misma y si el resultado de la revisión es favorable, condicionado o negativo. En los dos últimos casos, también figura la fecha máxima para corregir los defectos y la fecha límite para una segunda visita.

Te recordamos que los OCA realizan un informe con los desperfectos o problemas detectados en las instalaciones, pero no se encargan de corregirlos; por lo que tendrás que buscar una empresa de electricidad que lo haga. 

Publicar un comentario


Safe Creative #1512290212159

Este sitio emplea cookies como ayuda para prestar servicios. Al utilizar este sitio, estás aceptando el uso de cookies. OK Más información